Faro de Punta Candieira (Cedeira).

Para celebrar que empezamos un nuevo año (y que es par, lo cual tranquiliza mi parte más supersticiosa), que ésta es la ENTRADA NÚMERO 100 y que me seguís leyendo con entusiasmo y fervor (¡eso espero!) mientras yo escribo con mucha pasión (eso seguro), os quiero deleitar con uno de mis faros favoritos, de entre los que he visitado hasta el día de hoy: el magnífico faro de A Candieira, espléndido no sólo por el faro en sí, que no está nada mal, sino por el lugar privilegiando en el que se encuentra, que para mí es casi más importante que el edificio (y lo sabéis los que ya me vais conociendo un poco): un entorno magnífico, salvaje, rocoso, aislado, inhóspito, que no invita precisamente a acercarse a él.

Camino al faro.

El faro se encuentra a unos 8 km al norte de Cedeira, una comarca maravillosa sobre la que escribí hace poco y de la que aún me queda mucho por contar (y ya veréis cómo acabáis deseando ir). La carretera que lleva al faro, muy bien señalizada, es realmente impresionante. Nosotros seguimos obedientemente las indicaciones de un cartel situado arriba del todo que prohibía el acceso de cualquier vehículo ajeno a la actividad del faro, así que dejamos el coche aparcado en una de las primeras curvas y bajamos andando. Y, aunque algo fatigoso (sobre todo el regreso, claro), fue un magnífico paseo, parando a cada rato para observar toda clase de bichos y plantas, muchos de ellos muy curiosos; y disfrutando de cómo el faro se iba haciendo más grande a cada paso que dábamos.

bichossetas
El faro de Candieira fue encendido por primera vez en el año 1954, después de años de arduos debates sobre la conveniencia de ubicarlo aquí o en Cabo Ortegal. Actualmente depende de la Autoridad Portuaria de Ferrol-San Cibrao. Tiene anexa la vivienda del torrero, un hombre que ingresa en mi lista de las personas más afortunadas del mundo (plagada de fareros, casualmente).

Llegando al faro.Dos o tres coches aparcaron poco después en la misma puerta del faro, haciendo caso omiso del cartel, y, aunque nadie salió a decirles nada, se perdieron el paseo que nosotros dimos y que os aconsejo no os perdáis. Una de aquellas familias se atrevió a meterse por un caminito muy estrecho que rodea el faro Faro por su lado derecho; y allá nos fuimos a seguirles para ver hasta dónde nos llevaba. El paisaje en aquella zona es espectacular: unos enormes y magníficos acantilados, que caen de forma vertiginosa hacia el mar. Y claro, es que a continuación empieza la mítica Serra da Capelada, uno de los acantilados más altos de Europa, que alcanzará su cima poco después de San Andrés de Teixido, en a Garita da Herbeira.

acantiladosEl hombre que nos guió hasta allí nos estuvo contando que, cuando era niño, se descolgaba con una cuerda en aquella zona para bajar a pescar con sus amigos. Era uno de los mejores recuerdos que tenía de su infancia, y, ahora que ya no vivía en Cedeira, quería mostrárselo a su hija. En realidad todos quedamos impresionados por su audacia, aunque él aseguró que aquella bajada era muy fácil de hacer.

linternaDesde aquí también teníamos una bonita vista de la linterna del faro, aunque con el miedo que me dan las alturas (sí, a mí, qué le vamos a hacer) me costó un poquito asomarme para fotografiarla. El faro está a 89 metros de altura sobre el nivel del mar, nada menos; la torre, que es octogonal, tiene una altura de 9 metros, su luz es blanca y alcanza las 21 millas. Aunque en la actualidad la linterna tiene una pequeña cúpula metálica, antiguamente había otra completamente acristalada, para servir también de referencia a la aviación; parece ser que era muy vistosa, como un mosaico de cuarenta piezas de distintas formas; imagino que sería similar a Estaca de Bares o a Cabo Vilán (dos lugares que tengo pendientes, dos espinitas en mi conciencia). Una pena no haberla conservado…

En fin, nada más por hoy, desearos a todos un feliz 2014 rebosante de proyectos, ilusiones y buenas noticias. Pero, sobre todo, lleno de luz, de mucha luz. ¡Mil besos!

14 pensamientos en “Faro de Punta Candieira (Cedeira).

  1. Pingback: ¿Cuántos faros tenemos en Galicia? | Faros de Galicia

  2. Pingback: Faro del dique de abrigo de Cedeira. | Faros de Galicia

  3. Veo tus faros, que también son un poco míos, y se me saltan las lágrimas. Es lo que suele pasar cuando te encuentras a mil km del lugar donde se haya tu corazón.

    • Sí, la morriña nos hace sufrir mucho… Espero que pronto puedas resarcirte, mientras tanto ten enviamos bicos e apertas con agarimo!!

  4. Hola, Marta, como sabes mi mujer, la pintora Carmen Martín está haciendo una ruta de faros haciendo jornadas de pintura durante un día entero, visitando cada mes un faro.

    Nosotros estuvimos en ese faro en noviembre. Íbamos de camino a Cabo Ortegal, pero finalmente nos era ya un poco tarde y el tiempo estaba bastante malo, así que nos quedamos a mitad de camino, en Punta Candieira. La verdad es que nos sorprendió por lo espectacular y bello del paisaje circundante. Te dejo aquí un resumen de la actividad “FAROS de GALIZA” de Carmen Martín en 2013, con visita a los faros de Cabo Prior (Covas), Mera, Punta Candieira (Cedeira) y ya en diciembre, Faro da Palma en Mugardos.

    Mañana sábado día 18 Carmen se va a pintar al faro de Doniños (Prioriño Chico), al lado del Puerto Exterior. Si quieres pasarte estaremos allí desde por la mañana (imagino que llegaremos antes de las 11). Un abrazo y de nuevo felicidades por tu blog y por los regalitos de Reyes😉

    • Hola, Anxo y Carmen!! Me encanta que sigáis viajando por Galicia pintando sus faros, la verdad es que sigo vuestras aventuras por facebook y ya vi vuestros últimos viajes. A mí mañana me toca trabajar todo el día, y no podré acercarme, snif! Pero se me ha ocurrido publicar una entrada en el blog para hablar sobre vosotros y este hermoso proyecto que tenéis, así que con vuestro permiso voy a preparar un post con alguna de vuestras fotos.
      Muchísimas gracias por seguirme leyendo, y también por vuestros mensajes y vuestro cariño, hasta pronto!!

  5. Mi faro favorito está justo al otro lado de Herbeira: Cabo Ortegal. Aunque ahora lo están destrozando (¿a qué político descerebrado se le habrá ocurrido hacerle un muro de cemento de más de metro y medio?).
    Pero estuve hace muchos años en este faro y me trae muchos recuerdos.
    Un saludo. Feliz 2014… y muchos faros por delante!!!

    • ¡Ortegal también es de mis favoritos! He ido allí en varias ocasiones y siempre me impresionan esos acantilados como si fuese la primera vez.
      ¡¡Saludos y feliz 2014!!

    • Hola Lulo! Espero que hayas pasado bien el fin de año y que la pierna vaya mucho mejor. Cuando quieras hablamos con un arquitecto (tengo algunos en la familia) y a ver qué se puede hacer en ese tejado, je je. ¿A que sería genial?
      Un beso grande y mejórate ¡feliz 2014!

  6. Estupendo enclave, por lo agreste del lugar, y porque a esa altura, se puede otear muchos barcos que pasan en ruta provenientes de puertos cercanos. San Cibrao, Avilés, Gijón, Santander. Debe ser genial, ir con unos buenos prismáticos…

    Muy buena la labor de descripción…Los libros de faros que llevamos en el puente, deberían tener esta parte romántica, a la hora de observar un faro.

    Muchas gracias por compartirlo!!!

    • Hola Roberto!! Gracias como siempre por tus palabras. Es un sitio mágico y muy especial, espero que puedas conocerlo algún día.

      Y esos libros de faros que usáis… habrá entonces que mejorarlos!! No ha de ser todo información técnica. Yo me ofrezco para completarlos!😉

      ¡¡Un abrazo y feliz 2014!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s